Se fomenta la apertura de sucursales bancarias en todo el país

Con el objetivo de promover el desarrollo del sistema financiero y la creación de empleo en el sector, el Banco Central de la República Argentina flexibilizó los mecanismos de apertura de sucursales bancarias por medio de la Comunicación A 5983.

La nueva normativa, que dará un marco más competitivo, eliminará el mecanismo de autorización previa para la apertura de sucursales, cuya tramitación en ocasiones podía llegar a extenderse durante más de un año. En su reemplazo, estableció la habilitación a través de una serie de factores objetivos a ser cumplidos por la entidad financiera relativos a solvencia, liquidez e integración de capitales mínimos, entre otros.

Con esto en orden, el banco podrá poner en funcionamiento su sucursal. Asimismo, el BCRA determinó la reducción de las exigencias relacionadas a cuestiones edilicias que se tenían en cuenta para la instalación de filiales bancarias en las zonas del país con menor densidad poblacional, de manera de favorecer la expansión del sistema financiero con un criterio federal. Otro punto relevante de la normativa es la expansión del uso de las sucursales móviles, tales como las utilizadas en los centros turísticos durante la temporada de verano. Hasta el presente, esa posibilidad estaba restringida a los bancos públicos o a los bancos privados que funcionan como agentes financieros provinciales.

A partir de esta norma, todos los bancos podrán poner en funcionamiento sucursales móviles y ofrecer servicios bancarios y acceso a un cajero automático de manera transitoria en lugares alejados de los centros urbanos. El BCRA incorporó además la figura de la dependencia automatizada, que consiste en un local bancario que dispone de cajeros automáticos y otras vías de acceso a los canales electrónicos, junto con personal bancario para asesorar a los clientes.

A través de estas medidas, el BCRA impulsa el desarrollo del sistema financiero en todo el país en un marco competitivo, uno de los ejes esenciales de su gestión. Al mismo tiempo, la entidad monetaria genera nuevas fuentes de trabajo y facilita el acceso a los servicios bancarios para sectores de la población que hoy no los tienen.


9 de junio de 2016